123

Sin equipaje

Thursday, 30 January 2014 12:28 Written by Guadalupe Urrutia
 
“El culto a la vida, si de verdad es profundo y total es también culto a la muerte. Ambos son inseparables. Una civilización que niega a la muerte acaba por negar a la vida.” Octavio Paz
 
Sin equipaje” es una propuesta que abarca el todo y las partes debido a que por un lado aborda el asunto del cuestionamiento acerca de lo que realmente nos llevamos al otro lado.. después de.. y por el otro lado, es a la vez una reflexión seria y profunda acerca de la muerte y planteada ésta, más como transición que como finitud, nos adentra en una totalidad fragmentada, ya que el equipaje además de ser un bagaje cultural, es también un identificador personal.
 
Cada obra en sin equipaje, dialoga con la fractura, el hallazgo, el vestigio, los anclajes y nos refiere también a un proceso de deconstrucción, ya que la visión del “yo” ha quedado dispersada y ya no es perfecta; postura que se contrapone con la idea de Jung sobre el ser humano que lo define como alguien que tiene originariamente una sensación de totalidad, una sensación poderosa y completa de “sí mismo”, lo interesante es que esa visión de uno mismo no es desnuda, la hemos ataviado con un sin número de requerimientos (las más de las veces, innecesariamente impuestos) para lograr esa lectura de “totalidad” y pertenencia.
 
El uso y valor que le otorgamos a las cosas de pronto se funde y confunde, ya que el bagaje cultural que es pertenencia como tal de grupo, depende para que prevalezca, de lo que cada individuo en forma personal, esté dispuesto a cargar o guardar, de allí surge la incógnita de… qué tanto es lo que necesitamos en realidad y qué tanto es lo que cargamos de más, y… porque al final, al viaje de la muerte, nos vamos… ligeros de equipaje.
 
Tal vez tenga que ver con la pertenencia o el desapego. Tal vez tenga que ver con no aceptar la realidad ulterior o tal vez tenga que ver con aceptar la realidad real.
 
Por otro lado, Sin equipaje es también costumbre y cultura, mito y tradición que permanece y su finalidad es que forme parte de una experiencia sensorial, que invite a reflexionar sobre las vivencias experimentadas, pero más en el sentido de reencuadrar las formas de mirar el mundo que nos rodea y el valor o trascendencia que cada cosa realmente tiene.
 
No interesa la idea de reasignar significados, se trata simplemente de participar en la creación de una realidad integradora, mediante el ordenamiento progresivo de las “experiencias de vida” que han servido de motor generador de emociones, registros y memorias con el único fin de desmiti-ficarlas y desacralizarlas.
 
Las personas, tienen generalmente una visión y actitud recurrente (heredada o impuesta) que difícilmente modifican. La intención de sin equipaje es que se den el permiso de mirar desde otro lugar, rompiendo con el mito de la mirada monofocal, llegando a un estado de conciencia sin pasar por la racionalidad.
 
El arte que en sí es intangible, es netamente vivencial y se plasma al servicio de nuevas experiencias, y aunque siempre miramos un mundo manifiesto, hay otro mundo no manifiesto simultáneo, que cohabita y coexiste a la par.
 
De esa manera, a partir de un innegable sincretismo, construir una nueva lógica, una nueva otredad y una nueva conciencia.
 
El espacio que deja sin equipaje, genera entonces un espacio vacío, un espacio en blanco; que lejos de dar la sensación de abandono, da la oportunidad y libertad ilimitada de… llenarlo a elección.
 
Este proyecto fue seleccionado para exponerse en el Museo Luis Mario Schneider en Diciembre 2009, en Malinalco, Edomex.
Read 1499 times Last modified on Thursday, 30 January 2014 12:36